Fotografía panorámica esférica

Técnica de realización sin trípode y con lentes de ojo de pez

Citation
, XML
Authors

Abstract

Se explica de forma sencilla la técnica de realización de fotografías panorámicas esféricas sin trípode. El método explicado es válido para cualquier combinación de cámara con lente de ojo de pez (fisheye).

Este artículo fue publicado originalmente en Knol, el portal de artículos que Google tuvo en marcha desde 2007 hasta 2012. En su ubicación original este artículo tuvo aportaciones de Manuel Vega.

La técnica que aquí se explica se basa en un equipo ya anticuado, yo ya no utilizo el equipo que se ve en las fotos, aunque sigo una técnica similar con una cámara Nikon D300 y una lente Nikkor 10.5 mm.

La clave para la realización de una fotografía panorámica esférica está en hacer que la cámara gire teniendo como eje el punto nodal del lente, que puede prolongarse hasta un punto fijo del suelo, tomando fotografías equiespaciadas a lo largo de dicho giro. Este punto de giro debe quedar siempre por debajo del extremo de la lente. Esto se consigue habitualmente mediante un trípode y un cabezal panorámico. Sin embargo, en muchas ocasiones no podemos disponer de dicho trípode, aunque eso no implica que no podamos realizar la toma.

La razón por la cual hay que girar la cámara sobre un punto ‘fijo’ es el paralaje ¿Qué es el paralaje? Aquí hay una buena explicación: http://www.panoguide.com/howto/panoramas/parallax.jsp

Con lentes de ojo de pez este punto fijo realmente no existe, no hay ningún punto exacto donde no se produzca nada de paralaje, simplemente hay una zona donde este paralaje es mínimo, y lo que tenemos que hacer es mantener la lente alrededor de esa zona.

El número de tomas que debemos realizar alrededor del punto de giro depende de ángulo de visión de la cámara, generalmente con un ojo de pez estaremos alrededor de los 180º, por lo que teóricamante con 3 disparos estaríamos cubriendo toda la esfera.

Procedimiento

Supongamos que tenemos una combinación lente + cámara (a partir de ahora ‘equipo’) que nos permite obtener fotografías como la siguiente:

Con fotografías como esta podríamos cubrir la esfera con 4 fotos, aunque con 8 tendremos mayor solapamiento entre fotos consecutivas y los resultados serán mejores.

Ya que no disponemos de un trípode debemos ‘imaginar’ un método adecuado para reproducir los movimientos de forma precisa, tal como si fueran movimientos de ‘Tai Chí’ o algo similar. Para tomar las fotos buscaremos un punto característico del suelo y dibujaremos mentalmente un asterisco de 8 puntas:

La idea es tomar las 8 fotos colocando los pies de la siguiente forma:

El punto marcado en rojo es el eje de giro, sobre el que se encuentra el extremo de la lente. ¿Cómo podemos saber la distancia a la cual debemos colocar los pies? Es muy sencillo, para saberlo hay que hacer la siguiente prueba:

Nos colocamos de pie delante de una pared con la cámara colgada del cuello y poniéndola hacia delante. Nos acercamos hasta que la lente toque la pared (con la funda puesta para que no se estropee 😉 Buscamos una posición estable con los pies juntos:

Adelantamos un pie hasta tocar la pared:

Ahora ya sabemos donde debemos situar los pies usando uno de ellos como referencia. Colocando el pie derecho en el punto de referencia mientras el izquierdo está sobre el punto de giro, sabemos que tendremos el extremo de la lente en la zona de ‘mínimo paralaje’. De esta manera tan sencilla hemos ‘calibrado’ nuestro ‘trípode’ humano.

Para hacer el giro es muy sencillo:

Buscamos algún punto de referencia en el suelo (siempre los hay, y si nos los hubiera siempre se puede poner una moneda), y colocamos la punta del pie izquierdo junto a ese punto, y la punta del pie derecho junto al punto de referencia sobre el pie izquierdo:Movemos el pie izquierdo hacia atrás y realizamos la primera foto:

Movemos el pie izquierdo de nuevo hacia el punto de giro colocándolo en un ángulo aproximado de 45º:

Movemos de nuevo el pie derecho al punto de referencia del pie izquierdo:

Movemos de nuevo el pie izquierdo a la altura del pie derecho y realizamos la segunda foto:

Y hacemos lo mismo hasta 8 veces y completando el círculo, fácil ¿no?

Otro punto importante a tener en cuenta es el equilibro de la cámara, la fotos deben ser tomadas todas en el mismo plano horizontal, para ello lo más útil es usar un nivel de burbuja.

En cada posición de disparo debemos comprobar el equilibrio con la burbuja.

Equipo utilizado

Tal como se indicó al principio, esta técnica es válida para cualquier combinación de cámara y lente de ojo de pez (fisheye). En este artículo se ha ujtilizado una cámara Nikon 8700 con una lente Raynox 185º. El equipo resultante es bastante largo, lo que obliga a desplazar mucho el pie hacia atrás.

Muestras de los resultados

Ello no impide obtener muy buenos resultados, como los que se puede apreciar en la web de viajes virtuales , en esta web, la mayor parte de los panoramas realizados por este autor han sido obtenidos mediante esta técnica, utilizando diferentes combinaciones de cámara y lente de ojo de pez.

Para finalizar veamos algunos ejemplos concretos de panoramas realizados mediante esta técnica:

Catedral de Granada Cámara: Nikon 8700
Lente: Raynox 185º
Reales Alcázares de Sevilla Cámara: Nikon D300
Lente: Nikkor 10.5mm
Catedral-Mezquita de Córdoba Cámara: Nikon D300
Lente: Nikkor 10.5mm